miércoles, 16 de abril de 2014

Mejor cada día...

Quiero compartir que al día de hoy estoy feliz de que estoy pudiendo volver a correr y además ya no me duele la espalda al tratar de levantarme de la cama por las mañanas.
No he vuelto a tomarme una radiografía, y tengo la curiosidad de comparar una radigrafía actual con la de hace unos meses, y descubrir que ha pasado entre la vertebras L5 y S1.

Esta sensación de poder volver a la normalidad me llena de energia. Todavía no he corrido mas de 24.5 km y tengo la curiosidad de experimentar, pero al mismo tiempo también me da miedo que el dolor vuelva.

Por lo pronto todos los días desde hace varios meses, lo primero que hago al levantarme es ponerme a fortalecer el abdomen, no dedico más de 15 minutos, pero eso ha bastado para que al día de hoy mi abdomen es infinitamente más fuerte que hace 6 meses; a lo que atribuyo que la espalda me dejo de doler

Por otra parte, las ultimas 3 semanas me he propuesto bajar de peso, y ya voy en 69.6 kg., asi que ese kilo y medio de menos tambíen lo siento, -dificil de creer-, pero lo puedo sentir. Todavía me faltan unos 3 kg y calculo que me va llevar unos 2 meses. Sinceramente me ha costado mucho trabajo, porque aunque le he cortado al pan, lacteos, postres, cerveza y pasta, el proceso es lento, pero creo que ya me estoy acostumbrando a mi antiguo regimen alimenticio...

Desde que deje de correr, lo que si volvi a hacer fué, desempolvar mis bicis, tanto la de ruta como la de montaña, y volver a entrenarle. Al principio, me sentia que subía lento, pero poco a poco siento como voy mejorando  Y gracias a mi terquedad y tenacidad, todos los días indiscutiblemente y a las mismas 4:50 am estoy dandole a la bici en el Desierto de los Leones y si por algo no puedo, me subo a los rodillos en mi casa. Obviamente a esa hora sigo siendo el único y la verdad me gusta. Hasta la semana pasada solo era bici, pero ahora tambien estoy combinandolo con correr, poco pero bien y sin dolor, que es lo que mas mi interesa.

El jueves pasado, sali con los ciclistas del equipo Guadalupano, con los que no salia hace casí dos años, pero en esta ocasion arranque desde mi casa, algo que le dio un toque especial, ya que la subida desde mi casa hasta el edificio de Ericcsen que es el punto de reunion es bastante pesada, y si aparte iba al ritmo de Augusto ("El Chicharo"), si que me costo trabajo. El grupo es muy fuerte y el ritmo de subida hasta el Desierto es muy pesado y eso me gusta...

También cabe mencionar que me inscribi con mi amiga de hace años Erica Dominguez a la carrera de bici de ruta "EnRuta2" que es el 3 de mayo, con una distancia de 125 km y mucha subida (Valle de Bravo-Temascaltepec-Nevado de Toluca-Valle) con varios tramos cronometrados y que se corre en parejas. Así que eso también me tiene muy motivado, porque Erica es una gran ciclista que deja el alma en el pavimento, así que tengo esperanzas de que entremos en un buen lugar.

Y por ultimo, y creo que lo que acapará el mayor tiempo de mis ideas y sueño, es el famoso Spartathlon... que ha sido mi dolor de cabeza desde hace 5 años y que segun yo, ya no iba a volver a correr.. pero "mas rápido cae un hablador que un cojo"... y este asunto es dificil de explicar y creo porque ni yo me entiendo. Estoy conciente y todos los que participan lo saben demanda un esfuerzo brutal, ya que correr 246 km desde Atenas hasta Sparta en menos de 36 horas no cualquiera. En 2009 no termine, 2010 si acabe, 2011 no termine, 2012 cambien de opinion y me fui a recorrer los Alpes, y 2013 ya con boleto de avion y todo pagado, me sugieron contratiempos de trabajo y tuve que cancelar. Para 2014, y sin decirle mas que a mi amigo Mark Woolley, el 16 de enero mande mi registro, un poco dudoso, pero lo hice. Al no recibir respuesta de si habia sido aceptado, contacte a uno de los organizadores y me dijo que mis tiempos no cumplian con lo que pide el reglamento, que es haber corrido 180 km en menos de 24 horas, 280 km en menos de 48 horas, 100 km en menos de 10h30min, el Spartathlon en menos de 36h, y esto dentro de los años 2012, 2013 o 2014. Por lo que me dijeron de principio que intentara para 2015, sin embargo, les volvi a escribir diciendoles que en 2013 había terminado una carrera de 160 km en 17h 18min y que habia pasado el km 100 en aproximadamente 9h 35 min, lo que esta dentro de las 10h30min que pide el reglamente; pero no me contestaron, asi que hoy volve a insistir y me responden que ya revisaron mi aplicación y que como me inscribi a 12 horas despues de que el cupo se lleno, me iban a pasar a la lista de espera.. En este momento, todo puede pasar, ya que varios corredores cancelan dando espacio a los de las lista de espera, y considerando que el orden depende del la hora de mandar el registro, todavía tengo las esperanzas de quedar inscrito. Así que si después de todos los intentos y todo lo que a acontecido en torno al Spartathlon me aceptan, es que "si era para mi". Ahora, si esto suscede, voy a tener que aplicar la misma estrategia de segui para terminar en 2010. Y que es esto, dedicarme practicamente en cuerpo y alma, los siguientes 161 días que faltan.  Por lo pronto hoy a las 7.30 pm me voy a subir el Cerro del San Miguel corriendo (y como esta el día creo que va a llover y la subida se va a tornar algo lodoza).

En fin, esta es mi naturaleza, y no puedo ser diferente, lo llevo en la sangre y por mas que en algunos momento me digo que no, al rato cambio de opinion y se me vuelve a ocurrir alguna aventura...

viernes, 21 de marzo de 2014

Un poco de mucho que ha pasado..

Desde hace ya tiempo que me digo a mi mismo -anda Luis escribe en tu Blog- Definitivamente desde la ultima vez que escribí han ocurrido muchas cosas en mi vida.

Desde hace como año y medio me empezo una molestia en la espalda baja al momento de levantar me de la cama, pero después de unos 10 a 15 minutos todo volvia a la normalidad, sin embargo, cada mañana era la misma historia.... por lo que respecta a mis entrenamientos, sigui corriendo, inclusive corrí el ultramaraton de Rocky Raccoon el primer sabado de Febrero de 2013, donde me fue bastante bien, quedando en octavo lugar general en 17 horas 20 minutos, y sintiendo me muy bien al día siguiente, lo único que me paso, fue que calculé mal mi consumo de sodio y me estuve teniendo que parar seguido con ganas de hacer pipi y simplemente no podia, y eso me quito como 30 minutos si sumo todos los intentos de pit-stop.

Para ésta carrera  invite a mi Mamá y a mi hermana Maru, que fue la primera que se dio cuenta de que al levantar por la mañana parecia el "jorobado de notredame", y como buena hermana me dijo que como era posible que no hubiera ido a ver a un doctor ortopedista, a lo que solo me quedo darle la razón... Asi continue todo el año, inclusive en agosto corrí las 100 millas de Leadville, pero ya para entonces las molestias eran mayores, pero yo seguia de terco sin ir al doctor. En ésta carrera si sufrí como pocas veces y por supuesto que mi tiempo fue el mas lento de las 8 veces que lo he corrido. Durante la carrera me prometí ir a ver al doctor cuando regresara, algo que no cumpli, y creo que fue por miedo a que me diera una mala noticia, así que mejor no fui. En octubre 25 de octubre, no se por que razón y en contra de lo que una vocesita me decia por dentro, intente correr las 100 millas de Cactus Rose, y pues paso lo que ya sabía...- ah, pero ni yo me entiendo- pues obviamente al poco tiempo de arrancar el dolorcito empezo poco a poco a volverse dolor intenso, y para las 50 millas, no me quedo de otra que retirarme... Poco después, vi a mi amigo Mark Cucuzzella durante el Running Event en Austin y le comente, y ahora si me llamo la atención seriamente y me dijo que tenía que tomar me una radiografía de columna, por que lo que me estaba pasando "no" era algo muscular... y ahora si, llegando hice una cita con mi amigo el Dr. Luis Altamirano.

Diagnóstico: "el disco entre la vertebra L5 y el sacro, casí esta desintegrado"

La verdad cuando me lo dijo, como que ya me imaginaba algo, y pues si que me movio el piso. Y mi pregunta obligada fue "¿tengo que operarme?" y muy directo me dijo "por lo pronto, no".

Sus recomendaciones eran obvias, y no tuvo que decir me lo. Lo que si me dijo fue que bajar unos kilitos y que fortaleciera mucho el abdomen. Mi peso durante muchos años fué entre 66 y 67 kg, contra 71 a 72 kg el ultimo año.
El saber esto y como soy yo, pues al día siguiente ya estaba haciendo abdominales y cortandole al pan y los postres.. y a las cervezas... siempre he sido muy estricto conmigo, así que no me costo mucho trabajo, e inclusive me hizo recordar cuando era peor que un monje Tandei de disciplinado.

Cualquiera se imaginaria que lo que estaba en mi cabeza, era una total locura, y por eso todo esto de la espalda, me lo quede para mi solito, porque desde septiembre ya había pagado mi inscripción a Rocky Raccoon 100 millas 2014. Algo que creo un verdadero conflicto interno en mi ser, porque parte de mi me decia NO y otra parte, simplemente ignoraba...
Y pues sucedio lo que iba a suceder, el 1ero de febrero que fue la carrera, a duras penas terminé la primera de cinco vueltas de 32 km y tuve que retirarme con un dolor que no soportaba, y dejando atras la ilusión de terminar mi novena Rocky Raccoon 100 millas y llevarme mi novena "hebilla de plata", con miras a que en 2015 fuera por mi hebilla de 1000 millas... Realmente fue un golpe fuerte a mi autoestima, y esa mañana solo tenía ganas de irme a mi cuarto de hotel y tirarme sobre mi cama, y asi lo hice, sin bañarme ni nada me quede tirado sobre mi cama hasta las 7 pm, cuando la incomodidad de estar todo cochino, me movio a la regadera...acto seguido, y por puro instinto decidí regresar al parque de Huntsville a ver como iban mis amigos mexicanos que estaban corriendo las 100 millas y aprovechar de pasar por unas cervezas "Samuel Adams" que ya se me antojaban desde medio día, así que hice mi parada obligada al Wallmart y me fuí a sentarme a ver corredores pasar por la meta y hecharle porras a mis amigos, Antonio Chalita, Mario Reynoso, Toño Garcia y "El Morris".. ya como a las 9:30 pm se me acabaron mis cervezas y me regrese a mi hotel, afortunadamente un poco anestesiado y con ganas de dormir y dormir..

A la fecha, he dejado practicamente de correr, aunque de repente si me voy al Desierto de los Leones, pero con la consecuencia de amanecer un poco adolorido de la espalda baja. Lo que si  por nada dejo de hacer mis ejercicios de abdominales, que realmente me han ayudado mucho, y lo noto por las mañana, cuando casi sin problema me puedo levantar de la cama y no como antes, que me llevaba casi 15 minutos el poder caminar derecho.

Como soy adicto al ejercicio, lo que he hecho a partir de que deje de correr, fue volver a la bici de montaña, que fué algo que hice durante muchos años. Así que desempolve mi bici y trato de ir casi todas las mañanas al Desierto de los Leones. Eso si, mis horarios no los puedo modificar, asi que entre 4:50 y 5 am, ya estoy trapado en la bici, con linterna en cabeza y manubrio y le dedico casí 1 hora y media a surcar las veredas y caminos. Tengo que aceptar, que esto de la bici se me da bastante bien y lo estoy disfrutando mucho, tanto que ya se me esta metiendo en la cabeza hacer alguna carrera de esas extremas que me gustan, pero bueno de eso platicaré otro día.

sábado, 6 de julio de 2013

Consejo para los que gustan correr minimalista

No estoy seguro si la tendencia del correr minimalista va en incremento o decremento o simplemente esta estable.
Después de leer el libro "Born to Run" el tema del barefoot o correr descalzo me llamo la atención pues tiene mucha lógica, así que me compre unos Vibram Five Fingers, en ese entonces eran algo totalmente inusual y era común ver a la gente que se me quedaran viendo. Los primeros Five Fingers casi no tenían protección y dos o tres veces pise alguna piedra y me dolió. Lo mas que logre correr con ellos fue 21 km, pero con el tiempo los fui dejando de usar.

Siempre me han gustado el calzado ligero, pero especialmente que sean lo mas planos posible, y me refiero a la diferencia que hay de grosor en la suela a la altura del talón y la parte de la bola del pie (metatarsos), como por ejemplo en INOV8 ó Newton.

Hace no mucho tiempo me estuvo dando vueltas la idea de volver a usar los FiveFingers y me compré el modelo Bikila, que esta diseñado para correr y tiene mucho más protección que el primero que tuve, y si me gusto, hasta corrí 27 km a campo traviesa del kartodromo de Valle de Bravo al Peñon y de regreso.
Me gusta la sensación de correr casi descalzo y siento que es una excelente forma de fortalecer los pies y mejorar la velocidad de reacción neuromúscular que tenemos, sin embargo, el riesgo es alto, ya que es prácticamente imposible evitar pisar esa piedrita que nos puede lastimar.

Ayer viernes que fui a correr al Desierto de los Leones no paro de llover desde que arranque hasta que termine, llevaba unos Newton Distance y mis calcetines SmartWool UltraLight Mini, y aunque los calcetines son muy cómodos inclusive mojados, no se porque se me ocurrió pararme y quitaremos, creo que fue por el km 6. Desde el principio me gusto la sensación y al cabo de 3 km mas se me ocurrió quitarle las plantillas, con la única preocupación de que las costuras que unen el textil a la suela no me fueran a sacar una ampolla, pero esto no sucedió, por el contrario sentí como si fuera corriendo casi con los FiveFingers pero mas cómodo, termine los 18 km realmente feliz y con la intriga de hacer lo mismo pero con mi INOV8 F-Lite 185 que son los que uso para campo traviesa.

Hoy que le di la vuelta al San Miguel, desde un principio le quite las plantillas que traen de fabrica a mis Inov8 F-Lite 185 y no me puse calcetines. Los F-Lite 185 de por si son bastante minimalistas, y muy ligeros (185 grs.) y aunque supuestamente son de la categoría "Functional Fitness" o en otras palabras "CrossFit" a mi me fascina correr con ellos en campo. La sensación es muy distinta a cualquier otro calzado de montaña, primero tienen un estabilidad inigualable, la horma es perfecta como si fuera un guante, la tracción sorprendente, especialmente sobre piedras mojadas y aunque la suela media es muy delgada protegen bastante la planta del pie contra las piedras. Ahora sin calcetines y sin plantillas, la sensación de ligereza es muy parecida a la de los FiveFingers pero con una protección mucho mayor.

Así que de hoy en adelante si les interesa incursionar en el "barefoot", antes de comprarse unos FiveFingers de Vibram o Adidas, o inclusive las LUNA Sandals, pueden empezar por quitarle las plantillas y dejar los calcetines en el cajón y empezar a correr así.

martes, 2 de julio de 2013

Proximamente Leadville 100 millas

Creo que desde que estuve entrenando para el Spartathlon de 2010, no había entrenado como ahora. Normalmente cuando iba al Desierto de los Leones corría mi ruta de 18 km de la "Pluma de Cruz Blanca" al "Rotopas" o por montaña hasta el "Grafitti", pero rara vez entre semana le daba la vuelta al San Miguel. Desde hace algunas semanas invariablemente tanto martes como jueves le estoy dando vuelta al San Miguel, que realmente es una buena vuelta que me puede llevar hasta 2 hr 45 minutos, y los sábados y domingos también... Pero lo que realmente me motiva es lo bien que me siento y lo rápido que se me pasa, en comparación con lo que recuerdo que se me hacia mucho tiempo. Ultimamente,  y por recomendación de Ian Adamson, estoy volviendo a usar el pulsométro y aunque son 750 metros de desnivel positivo a mas de 3000 metro de altura, mi pulso promedio es de 135 ppm y  son como 24.5 km de recorrido. Pero el mejor indicativo es lo bien que me siento, que si tuviera tiempo me seguía otra hora o mas (algo que muy probablemente voy a hacer el jueves).

El aparentemente sentirme mas fuerte y ágil lo atribuyo a que cambie la forma de respiración, y esto fue a raíz de las recomendaciones de Ian Adamson, es increíble que después de mas de 20 años de respirar únicamente por la nariz, ahora me dicen, no también tienes que respirar por la boca, cuando lo empece a hacer, que fue en el mes de mayo pasado creí que me iba a dar dolor de caballo, pero no fue así, y Ian tiene toda la razón, el volumen de oxigeno que puede entrar por la garganta es mucho mayor que por los dos orificios de la nariz, y es mucho mas directo a los pulmones, así que desde entonces mi respiración la modifique y ahora es por la boca y la nariz, y es de tipo difragmatica, que los que saben de yoga sabrán a lo que me refiero. Ademas de la respiración incorporé dos sesiones de pesas a la semana con mucho peso, seguidas por repeticiones de velocidad de 200 m o brincos tipo CrossFit. Lo de las pesas ya lo había contemplado durante los últimos km de los ultras, cuando cada paso es un dolor en los quadriceps muy intenso, especialmente durante las bajadas, y recuerdo decirme a mi mismo, "ya vez si hubieras hecho pesas no estarías sufriendo así", así que puedo asegurar que las pesas también me han funcionado, y lo experimente durante mi último ultra de 100 millas en Febrero, el Rocky Raccoon, donde termine en perfectas condiciones y el día siguiente las piernas solo las tenia ligeramente adoloradas, pero podía bajar sin problemas las escaleras, y bueno, bajando del San Miguel puedo sentirme mucho mas ágil, cosa que antes no.
Otra actividad nueva en mi entrenamiento es el "Slackline", que ademas de mejorar diametralmente mi equilibrio, me ha fortalecido todos los músculos de la cadera. Y esto del slackline es mera idea mía, porque nadie me lo dijo y yo lo experimente cuando por primera vez me subí al slackline de mi sobrino de 13 años en Valle de Bravo. Así que fui y me compre uno de 3 metros con base de metal y lo instale en la sala de mi casa.



lunes, 29 de abril de 2013

Sakura Michi 250 km (250 km)

Desgraciadamente  no siempre se logra lo que uno se propone, y este fue mi caso en el ultramaraton Sakura Michi, aunque se que todo lo que nos sucede tienen una razón, a mi me ha costado mucho trabajo asimilarlo, y mas que nada por lo ilusionado que estaba de correr una de mis carreras favoritas y lo bien que me había preparado.
Desde que me escribió el señor Ohgo a principios de enero para avisar que 2 corredores habían cancelado y que si me aceptaban, un sentimiento de alegría me invadió y trajo a mi memoria todos los gratos recuerdos de mi primera participación en 2011. Yo siempre he sido creyente de que por algo suceden las cosas, y el haber vuelto a tener esa oportunidad de participar en el Sakura Michi me lleno de energía e ilusión.

Aparentemente todo iba bien, yo me sentí muy bien físicamente, es más mucho mejor que hace 2 años, asi que mis expectativas eran mejorar mi tiempo, si embargo durante el trayecto de Mexico a Japón mi vecino de asiento que se veía muy enfermo me contagio un virus raro. En un principio creí que era la diferencia de horario, sin embargo esa misma noche sude mucho durante la noche, algo que nunca me sucede y menos en un lugar frío como lo es Hida Furukawa.
Finalmente llego el día de la arrancada y amanecí con 38.7 grados de temperatura, fue una decisión difícil pero ya estando allá no podía hacer otra cosa que correr hasta que pudiera.
Desde el día anterior se pronosticaba un frente muy frío en la parte alta de trayecto, con nevadas y lluvia, algo que complicaba todavía mas la carrera.
A las 6:09 arranque junto con mi amigo finlandés Veikko Sivosavi, con quien corrí la mayor parte del trayecto en 2011. Desde el principio me sentía pesado y muy lento, como si no avanzara, el llegar al primer abastecimiento en el km 10, se me hizo una eternidad, como si hubieran sido 40 km o mas. Algo que me propuse desde el principio fue ir comiendo aunque fuera poco durante los abastecimientos, y si que me costaba porque no tenia hambre ni ganas de comer.
La carrera inicia en el Castillo de Nagoya y hay que cruzar toda la ciudad, algo que se me hizo eterno, ya saliendo de Nagoya empieza la subida, que dura como 100 km. Ya casi saliendo de Nagoya me acorde que cruzabamos las víass del tren, y lo tome como una referencia, pero por mas que avanzaba no llegaban el cruce, que inclusive en 2011 me tome una foto.
Por momentos creia sentirme mejor, pero creo que era una autosugestión, porque apenas y podía mover las piernas. Del km 50 al 67 fueron muy difíciles, por una parte me costaba muchísimo trabajo correr, bueno si se le puede correr al paso que llevaba, que creo que si hubiera caminado hubiera ido mas aprisa, y por otra parte todo lo que estaba pasando en mi cabeza, ese enojo por haberme enfermado de algo que no sabia que era, porque no era ni de la garganta ni de la nariz o pulmones.
Los últimos 2 km antes de llegar al abastecimiento del km 67 de plano me puse a caminar, ya no podía dar un paso mas trotando, me pasaron varios japoneses sin decir nada y cuando llegue al abastecimiento lo primero que pedí fue un termómetro, que suponía iban a tener dentro del botiquín medico, pero no fue así. Me urgía saber como iba mi temperatura, porque para mi era crucial, ya que dependía de eso si simplemente me quedaba a recuperarme en el abastecimiento o abandonaba. Después de como media hora llegaron con el mentado termómetro y "chin" cuando vi "39.8 grados" supe que era el final del Sakura Michi, y realmente aunque dentro de mi, una voz me decía "no pasa nada solo es una carrera" por otra parte me sentía muy triste de haber tenido que abandonar.

Después pedí que me llevaran a un hospital, porque la temperatura me preocupo y mas que todavía iba a estar en Japón varios días. En el hospital de Chirotori, me hicieron varias pruebas y me dieron unas medicinas, una que sabia a rayos y después me llevaron al hotel donde cene algo y me metí a mi cama a esperar a que las medicinas surtieran efecto. Afortunadamente aunque ya no tenia un termómetro creo que la fiebre bajo, ya que no sude tanto en la noche. Mas tarde empezaron a llegar mas corredores que habían abandonando, todos por el clima, que estaba nevando y lloviendo, solo decían que era espantoso, y varios eran corredores de lugares fríos, así que no podía ni imaginar lo que era, algo que de alguna manera me consolaba, de que no hubiera tenido caso seguir.

El resto del viaje fue bastante complicado, ya que por una parte no me sentía bien, pero no podía perder la oportunidad de seguir con mis planes de ir a Kyoto, pero finalmente lo hice y en las fotos que tome se quedo el recuerdo, porque en mi cabeza solo estaba la idea de "ya quiero estar en mi casa"...

viernes, 22 de marzo de 2013

PROXIMOS RETOS 2013

Flannery O´Connor  decía: " Escribo porque no se lo que pienso hasta que leo lo que digo" y tiene toda la razón.

Por momentos ni yo me entiendo, y mejor no me voy a complicar la existencia buscando una explicación. El hecho es que no puedo dejar de ponerme retos, y digo que me complico la vida, no tanto por el hecho de hacerlos, sino por todo lo que implican la preparación, que muchas veces se contrapone con otras actividades que también me gustan como es el trial, el doble propósito, el kart, la bici de montaña y ruta y las largas excursiones en moto. Si solo me gustará correr, todo sería mucho mas fácil.. pero así soy y no puedo ni podría dejar mi fascinación por las motos, que debo aceptar, fueron primero que correr y además la razón por la que empece a correr. Y como toque final, esta mi negocio, que afortunadamente va creciendo, y que es el patrocinador de todos mis gustos, y demanda bastante tiempo.

Volviendo al tema de la corrida, a principios de este año, y con muy pocas probabilidades de ser aceptado, simplemente porque la fecha limite para inscribirme era el 10 de noviembre, le escribí al organizador del Ultra-maraton Sakura Michi 250 km para preguntar si era posible que todavía me inscribiera, y ah sorpresa, coincidentemente unos días después dos corredores cancelan, y puedo inscribirme. Cabe mencionar que solo aceptan a 126 corredores. Así que volveré a correr desde Nagoya hasta Kanazawa como lo hice hace 2 años.

Realmente tengo suerte para esto de las inscripciones, porque algo parecido me paso con el ultra Rocky Raccoon, que estando en el lugar 300 de la lista de espera, en diciembre me avisa el organizador que me aceptaban.

El año pasado, estando ya inscrito en el Spartathlon, tome la decisión de mejor irme a un viaje en moto por los Alpes, que fue un viaje muy divertido. Por lo que éste año, apenas se abrieron las inscripciones mande la mía y compre boleto de avión.

El 17 de agosto y para no perder la costumbre también me inscribí a las 100 millas de Leadville, que será mi octava participación, y mas me vale mi octava hebilla de plata, que es un reconocimiento que se da a quien la corra en menos de 24 horas.

Por cierto, Rocky Raccoon 100 millas, ademas de haber sido mi séptima participación y hebilla de plata, me sirvió para verificar que mi nuevo plan de entrenamiento si funciona, ya que durante toda la carrera no camine nada, no sufrí de ese dolor de piernas que normalmente me daba en la ultima cuarta parte de la carrera, y no se diga los dos días siguientes, ahora no tuve casi dolor, inclusive el lunes me salí a correr y hasta hice un poco de velocidad.

Y por si fuera poco, también me inscribí a Badwater que se corre el 15 de julio en el Valle de la Muerte de California, un lugar famoso por tener los records más altos de temperatura del mundo, lo que va a implicar hacer entrenamientos en calor cada dos semanas y muchas horas de sauna, y Bikram yoga.

Pero finalmente, no cambio por nada esto que me llena de vida y de satisfacción, y con los años, lo que para muchos parece un sacrificio, para mi es de lo mas normal, como levantarme a las 3:45 am a correr, cuidar lo que como, etc.












jueves, 20 de octubre de 2011

Sueños y realidad sobre Spartathlon y otras cosas...



Han transcurrido ya 20 días desde ese primero de octubre, por momentos trato de olvidarlo, pero por más que me esfuerzo no logro olvidarlo, me cuestiono, analizo, pero no encuentro una explicación lógica a la razón que me lleva a sentir esta fijación con el Spartathlon. Creo que no hay día que pase que no pience en él, por momentos me siento satisfecho por haberla terminado en 2010, pero en seguida surge otra vez la "ilusión" de volver a vivirlo, de volver a pisar el mismo pavimento, las mismas banquetas, cruzar los mismos puentes, subir las mismas cuestas, ver las mismas personas, y me cuestiono... en mi interior se que lo puedo volver a lograr, sin embargo, también se lo que implica, especialmente en mi propia realidad, donde cada día mi trabajo me absorbe mas, donde vivir en una ciudad como México, es un obstaculo, ya que para hacer mis entrenamientos, implica invertir por lo menos 1 hr 30 min detras del volante para transportarme a donde entreno, ya que la contaminación en ésta ciudad no me permite poder salir a correr de la puerta de mi casa a correr. A su vez, para no encontrarme con el terrible tráfico, tengo que salir de mi casa a las 4:30 am, para lo que necesito estar en cama no mas tarde de las 9:30 pm, lo que a su vez se traduce en llevar una vida casí de aislamiento social. Por las tardes, tendría que salirme de trabajar a las 6 pm en punto, e ir al gym a dedicarle una hora a hacer pesas y marearme un poco y sobre todo ejercitar mi paciencia corriendo vuelta tras vuelta en la pista cubierta en forma de "8" de 380 metros o subirme a una de las bicis estacionarias, para fortalecer más mis piernas, ya que después de 200 km corriendo el cansancio no es cardiovascular sino muscular, donde especialmente los cuadriceps gritan de dolor. Recuerdo los 10 ultimos kilometros de 2010 antes de llegar a Sparta, durante esa bajada eterna, como me reprochaba a mi mismo, el no haber hecho mas pesas, mientras cada paso era un dolor tortuoso.
Se que para lograrlo, no hay otro camino, y esto implica un compromiso conmigo mismo y a su vez renunciar a una vida normal, que por momentos también me gustaría llevar.
Por momentos sueño en vivir en otro lugar, donde por las mañanas pudiera salir de la puerta de mi casa a correr placenteramente sin contaminación e inseguridad y por las tardes también, que increible sería, pero por el momento eso no puede ser, ya que es practicamente imposible mover mi lugar de trabajo y más aún transformar una ciudad insegura en segura y el "smog" en aire puro...
Esta es mi realidad, y no puedo cambiarla, y finalmente lo que mas me cuesta, no es levantarme temprano y modificar mis horarios, sino la simple idea de manejar de regreso del Desierto de los Leones (lugar de entrenamiento) a mi casa, ese sentimiento de perdida de libertad al estar inmerso en un mar de automoviles que con dificultad encuentran espacio para moverse, donde se siente un ambiente denso de la impotencia de todos los conductores por moverse, que se traduce en agresividad, frustración, ansiedad, al sentir como ser pierde el tiempo sentado detras del volante, viendo el tiempo pasar sin poder llegar... Para mi esa es la peor tortura. Alguna vez intente correr en parques cerca de donde vivo, pero no soporto el aspirar una mezcla de monoxido de carbono, azufre, y un poco de oxigeno, además de que siempre acabe con algún tipo de infección en la vias respiratorias...
  ¡¡Ah, como envidio a los que pueden salir a correr desde la puerta de su casa!!!

lunes, 3 de octubre de 2011

SPARTATHLON 2011

En primer intento en 2009, llegue a la mitad. Para 2010 me prepare todo un ano, mi vida giraba en torno al Spartathlon, de lunes a viernes estaba promediando 36 km diarios, los fines de semana mucho mas. Cuidaba las horas que dormia, lo que comia, periodicamente me daba masajes, y lo termine. Ahora en 2011, simplemente no tuve el tiempo para dedicarle lo que tenia que dedicarle. En esta ocasion en el km 172 mis piernas simplemente ya no dieron mas, por mas que trate, no me fue posible, fueron momentos muy duros, especialmente dentro de mi cabeza, pero hay momento que uno tiene que aceptar una realidad y en ese momento fue parar. En agosto corri los 160 km de Leadville, me costaron trabajo, pero lo logre, pero correr 246 km es totalmente otra historia, especialmente donde los tiempos de corte no te dan tiempo para recuperarte, en otras palabras no hay margen de error.

martes, 28 de junio de 2011

LESIONES

Muchas veces festejamos que ya acumulamos tantas carreras de tantos kilometros, ahora quiero compartir y festejar que llevo mas de 10 años sin lesionarme por correr, y no es por suerte. Aunque no soy médico ni entrenador de alto redimiento, durante estos años que llevo corriendo, he sido mi propio conejillo de indias, y he ido descubriendo lo maravilloso que es el cuerpo humano y como reacciona dependiendo del estímulo, y como poco a poco se va adaptando, o lo que para mi es lo mismo que ir "evolucionando". Si corró en subidas, mis pantorrillas crecen, pero si no hago ejercicios de estiramiento después, al día siguiente me duelen, Si no alineo mi columna vertebral al correr, o sea corro como agachado, con el tiempo me empieza a doler la espalda baja,

martes, 10 de mayo de 2011

APRENDIENDO DE JAPON

El Sakura Michi más que una experiencia deportiva, y la satisfacción que me dejo el haber terminado bien, -y me refiero a "bien" en el sentido de mi estado posterior a la carrera, sin ningúna molestia de consideración, y pudiendo caminar sin problema-, para mi fué el haber conocido un país admirable. Quiero compartir en éste blog, una carta que con leerla, el que no a estado en Japón puede darse una idea de lo que és.

Esta carta, escrita por el inmigrante vietnamita Thanh Minh que trabajó en Fukushima como policía, a un amigo en Vietnam, fue publicado en New América Media, el 19 de marzo. Es un testimonio de la fuerza del espíritu japonés, y un corte interesante de la vida cerca del epicentro de la crisis en la central nuclear de Fukushima en Japón. Fue traducido por el MNOAL editor Andrew Lam, autor de "Come Oriente Occidente:. Escribiendo en dos hemisferios" condensado en Shanghai Daily.


Hermano,

¿Cómo estás tu y tu familia? Estos últimos días, todo era un caos. Cuando cierro mis ojos, veo los cadáveres. Cuando abro los ojos, también veo los cadáveres.

Cada uno de nosotros debe trabajar 20 horas al día, sin embargo, me gustaría que hubiera días de 48 horas, para que podamos seguir ayudando y rescatar gente.

Estamos sin agua y electricidad, las raciones de alimentos se encuentran cerca de cero. Apenas se consigue trasladar a los refugiados antes de que haya nuevas órdenes para trasladarles a otro lugar.

Actualmente estoy en Fukushima, a unos 25 kilómetros de la planta de energía nuclear. Tengo tanto para decirte que si pudiera escribirlo todo, seguramente se convertiría en una novela acerca de las relaciones y comportamientos humanos en tiempos de crisis.

Aquí la gente mantiene la calma - su sentido de la dignidad y el comportamiento adecuado son muy buenas - así que las cosas no son tan malas como podrían serlo. Pero dado una semana más, no puedo garantizar que las cosas lleguen a un punto en que ya no se pueda proporcionar la debida protección y el orden.

Son seres humanos después de todo, y cuando el hambre y la sed reemplacen la dignidad, van a hacer lo que tienen que hacer. El gobierno está tratando de proveer suministros por vía aérea, con alimentos y medicinas, pero es como dejar caer un poco de sal en el océano.

Hermano, hubo un incidente realmente conmovedor. Se trata de un niño japonés que enseñó a un adulto como yo, una lección sobre cómo comportarse como un ser humano.

Ayer por la noche, me enviaron a una escuela de gramática para ayudar a una organización de caridad a distribuir alimentos a los refugiados. Era una larga fila que serpenteaba un lado a otro y vi. a un niño de alrededor de 9 años de edad. Llevaba una camiseta y un par de pantalones cortos. Estaba haciendo mucho frío y el niño estaba en el final de la cola. Me preocupaba que en el momento que le llegue el turno, no habría ningún alimento. Así que hablé con él. Dijo que estaba en la escuela cuando ocurrió el terremoto. Su padre trabajaba cerca y se dirigía a la escuela. El estaba en el balcón del tercer piso cuando vio el coche de su padre barrido por el tsunami.

Le pregunté acerca de su madre. Dijo que su casa está junto a la playa, que su madre y su hermana pequeña, probablemente no se salvaran. Volvió la cabeza, se secó las lágrimas cuando le pregunté acerca de sus familiares. Estaba temblando por lo que me quité la chaqueta de policía y se la puse a él. Ahí fue cuando mi bolsa de ración de alimentos se cayó. La recogí y se la di a él. "Cuando llegue tu turno, podrías quedarte sin alimentos. Así que aquí está mi parte. Yo ya comí. ¿Por qué no te lo comes?"

El muchacho tomó mi comida, se inclinó. Pensé que se lo comería de inmediato, pero no lo hizo. Tomó la bolsa, se acercó al principio de la cola y la puso con toda la comida que estaba esperando para ser distribuida.

Me sorprendió. Le pregunté por qué no se lo comía, en vez de añadirla a la pila de los alimentos. Él respondió: "Porque veo a gente con mucho más hambre que yo, si lo pongo allí, se van a distribuir los alimentos por igual.."

Cuando escuché eso me di vuelta para que la gente no me vea llorar.

Una sociedad que puede educar a un niño de 9 años de edad, que entiende el concepto de sacrificio por el bien común es una gran sociedad, un gran pueblo.

Bueno, en estas pocas líneas envío a tí ya familia mis mejores deseos. La hora de mi turno ha llegado nuevamente.

Ha Thanh Minh

10 COSAS QUE DEBEMOS APRENDER DE JAPÓN

1. LA CALMA
Ni una sola imagen de golpearse el pecho o de dolor. La muestra de dolor en sí ha sido dignamente llevada.

2. LA DIGNIDAD
La disciplina en las colas para el agua y los alimentos. Ni una palabra áspera o un gesto de crudo.

3. LA CAPACIDAD
De los arquitectos, increíble, los edificios se balanceaban, pero no caían.

4. LA GRACIA
La gente compraba sólo lo que necesitaba para el momento, por lo que todo el mundo podía conseguir algo.

5. EL ORDEN
No hay saqueos en las tiendas. No tocan la bocina y no adelantan en las carreteras. Sólo comprensión.

6. EL SACRIFICIO
Cincuenta trabajadores quedaron atrás para bombear agua de mar en los N-reactores, sin pensar en cómo es que alguna vez los recompensarán.

7. LA TERNURA
Los restaurantes redujeron los precios. El fuerte cuida a los débiles.

8. LA FORMACIÓN
La gente de edad y los niños, todo el mundo sabía exactamente qué hacer. E hicieron precisamente eso.

9. LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN
Ellos mostraron moderación magnífica en los boletines. Ningún periodista publicó tonterías. Sólo reportajes para difundir la calma.

10. LA CONCIENCIA
¡Cuando se cortó la luz en una tienda, la gente volvió a poner las cosas en los estantes y se marchó en silencio!

domingo, 1 de mayo de 2011

"Carrara de Resistencia en las Montañas " 62 km

A dos semanas de correr los 250 km de Sakura Michi, el sábado corrí el "Caremo 62 km" que organiza Pedro Fletes, aunque en un principio estaba un poco indeciso, ya que también se me antojaba ir a los 100 km de Bici de Montaña que organizo Chetos en Hidalgo, -pero como esto implicaba que el jueves fuera y regresara a Valle de Bravo por mi bici, finalmente decidí entrar a la carrera de Fletes-.

La carrera arranco un poco después de las 6 am en el "Monumento al Caminero" (2300 m) donde empieza la carretera libre a Cuernavaca, desde un principio me fui a un paso lento, con la única intensión de disfrutar el recorrido. Me dio gusto ver a varios amigo, entre ellos Mauricio Herrera, Antonio Chalita, Porfirio y otros más. El día estuvo un poco caluroso, y hubiera sido bueno que el día anterior hubiera llovido, pero no fue así, y me tuve que aguantar el polvo... Realmente disfruté la carrera, ya que en ningún momento me presione, así que si alguien me pasaba, pues ni modo, yo simplemente me dedique a correr. 

El recorrido, empieza con una subida hasta "Arco Natural" (km 9.4 a 2837 m), continua subiendo hasta el "Cerro del Pelado" (km 17.9 a 3460 m), donde empieza la bajada, primero llegando a "Fierro del Toro" (km 26 a 2960 m) y finalizando en "Tres Marías" (km 31 a 2805 m), donde comienza el regreso por la misma ruta, para finalizar en el "Monumento al Caminero". El año pasado, fui segundo lugar general y primer "Master B", sin embargo, éste año fui quinto general y primero "Master B", que de alguna forma me deja satisfecho. En total fueron 1815 m de desnivel en 7 horas 4 minutos.

martes, 26 de abril de 2011

SAKURA MICHI 250km


Después de una semana bastante pesada de trabajo, el sábado 11 de abril de 2011 a la 11:10 pm finalmente estaba despegando de la ciudad de México con rumbo a Tokio. Normalmente a esas horas yo ya estoy durmiendo por lo que en cuestión de minutos estaba profunda mente dormido. Con una diferencia de 14 horas, a las 6:45 am llegue al aeropuerto Narita de Tokio.




Inmediata mente tome el tren JR a la estación de Tokio y después la línea Marunouchi del metro a la estación "Akasaka mitsuke" y me dirigí a la Embajada de México, ya que el embajador Miguel Ruiz Cabañas amablemente me estaba esperando, junto con Esau Garza (ProMéxico).


Originalmente, ese mismo día continuaba mi viaje a Hida Furukawa, pero finalmente decidí quedarme esa noche en el Hotel APA, que esta localizado muy cerca de la embajada y en una zona muy pintoresca del centro de Tokio, ya que la embajada me invito a la inauguración de una exposición de fotografía que iban a tener en el "Espacio Mexicano". Después de una noche en la casí no dormí, el día siguiente tome el tren bala JR Shinkansen a Nagoya.


Una vez en Nagoya, tomé una conexión a Takayama y un tren final a Hida Furukawa, trayecto que me llevo poco más de 4 horas. Una vez en Furukawa, pasaron por mi a la estación del tren y me llevaron al Abram Institute, lugar de concentración para los competidores extranjeros, que dirige Hiroshi Ohgo.


El "Abram Institute" es un lugar fuera de serie, ya que la construciones tienen entre 150 y 300 años de antigüedad, con pisos de tatami, calentador de leña, etc. localizado en la zona montañosa de la Prefectura de Gifu.

Al llegar, fui introducido con el resto de los competidores (Alemania, Corea, Francia, Finlandia y Suiza), entre los que estaba Thierry Foucaud y José Mico, que conocí el año pasado en el Spartathlon.


Durante 3 días y medio recibí una atención de primera, dormí en una habitación individual y comí como rey.



Por las mañanas, antes del desayuno que era a las 8 am, todos salíamos a correr, algunas veces hacia la cascada y otras hacia el pueblo de Furukawa.



El viernes por la mañana a las 10 am una autobús nos traslado a Nagoya, donde nos hospedamos en el magnífico Hotel KKR, localizado muy cerca del Castillo de Nagoya.

A las 3 pm, se llevo a cabo la ceremonia de bienvenida, donde cada competidor recibió su "dorsal" (número de competencia) y fue presentado a los demás competidores. La ceremonia fue en japones, acompañada por breves síntesis traducidas al ingles.








A las 4 pm, fue la entrega de paquetes para los "Puntos de Control" (PC) o abastecimientos. A diferencia de carreras como el Spartathlon, en Sakura Michi, no existe la posibilidad de recibir ayuda de un equipo de apoyo, por lo que cada competidor es responsable de planear que va a necesitar en cada uno de los 14 PC designados, y organizar sus propios paquetes, de tal forma que cada competidor tenga ropa de cambio, o lo que crea que va a necesitar en un lugar especifico dentro de la ruta.

En mi caso fueron: PC-21 (km 106.9), PC-28 (km 143), PC-42 (km 212) y la meta, con ropa de cambio, linterna, guantes, etc. y; seis PC mas con cápsulas de Saltstick, barras de chia, cloruro de magnesio, vespa, cápsulas de UDO y MRx.

A lo largo de la ruta se distribuyen 49 PC, divididos en 3 categorías, chico, mediano y grande. En los "chicos", hay bebidas, fruta y barritas energéticas; en los "medianos", lo mismo que en los chicos, más arroz y sushi; y en los "grandes" mucha comida, camas con masajistas, cualquier tipo de bebidas, inclusive cerveza, etc.



El sábado 16 de abril, a las 4:00 am, se sirvió el desayuno en el hotel, donde había cualquier cantidad y variedad de comida.


A las 5:30 am, el ultimo registro. A diferencia de otras carreras, la arrancada es en 6 bloques, cada uno con 3 minutos de diferencia, en mi caso, me asignaron el #5 a las 6:12 am.





(La dorsal 60 ganó la categoría de mujeres en 28 horas 10 minutos y lugar 5° general)
Al igual que en Spartathlon, Sakura Michi tiene limites de tiempo distribuidos a lo largo de la ruta.

  1. Shiritori-chou 106.9km en 14 horas
  2. Shoukawa-zakura 143km en 20 horas
  3. Shirakawago 172.6km en 24.5 horas
  4. Jouhana-shou 212km en 30.5 horas
  5. Kanazawa (meta) 250km en 36 horas
Lo que significa, que si un competidor no llega dentro del limite de tiempo, automática mente es descalificado.

La marcación de la ruta es perfecta, inclusive cada competidor recibe una libreta con detalles de la ruta. Otra característica, es que es obligatorio hacer "alto" en los semáforos con luz roja, aunque no vengan automoviles.




 La ruta del Sakura Michi, va de Nagoya y finaliza en Kanazawa.






Desde un principio, y mas, sin conocer el recorrido, mi plan fue mantener "mi" paso, independiente de los otros corredores, algo que a veces es difícil durante los primeros kilómetros de cualquier carrera.

Los primeros 25 kilómetros son practica mente planos, atravesando la ciudad de Nagoya.


Del kilómetro 25.9 en adelante, comienza una subida constante de 102.5km, hasta el km 128.4 donde se ubica el PC-25.

 



El primer control de paso en el km 106.9, correspondiente al PC-21 "Shirotori-cho" lo pase en 12 horas 10 minutos, 1 hora 50 minutos por abajo del limite. Debido a la altura y la hora del día, la temperatura bajo a unos 8°C. En éste PC tome mi linterna, guantes delgados, buff, manga larga Craft y una sudadera NorthFace.



 En los siguientes 36.1 km, aunque eran de bajada, la temperatura bajo drástica mente, lo que en el km 143, correspondiente al PC 28 "Shoukawa-zakura" me obligo a detenerme 1 hora 10 minutos, ya que estaba entrando en hipotermia. En ese PC, cambie a unos guantes SmartWool para nieve, me puse una chamarra 2XU, arriba un impermeable Haglöfs de Gore-Tex, gorro de invierno Craft y licras largas 2XU, y con todo, seguía muerto de frío.

A las 5:59 am, llegue al PC-34, correspondiente al km 172.6, a 43 minutos del limite de tiempo, donde permaneci 5 minutos.


  
Al amanecer, la temperatura subió un poco y se me quito el sueño, algo que aunque tomé café y mastique chicles de cafeína, no me ayudo, y durante la noche, practica mente me estaba durmiendo.



A partir del PC-39 en el km 198.1 comenzo un ascenso de aproximada mente 10km muy pronunciado donde era imposible correr.


  

  
A partir del PC-40 en el km 202 al PC-42 en km 212 fue pura bajada, donde pase a muchos corredores, entre ellos al finlandés, Veikko Sivosavi, con quien desde el principio tenía un pequeño pique. Sin embargo, José Mico (Suiza), Marcus Flick (Alemania) y varios coreanos seguían adelante. Llegue al PC-42 a las 11:28 am con un tiempo de 29 horas 16 minutos, a 1 hora 14 minutos del corte.


 

Los siguientes 38 km, hasta la meta, me sentí muy fuerte y pude pasar al resto de los extranjeros y a varios japoneses, éste tramo lo corrí en 5 horas 2 minutos. Los últimos kilómetros siempre son lo más duros, independiente del terreno, en mi caso, realmente me sentí perfecto, inclusive los últimos 7.2 km los corrí a un promedio de 12.5 km/hr.

A diferencia de muchas carreras, la meta del Sakura Michi consiste en tocar un árbol de cerezos, que se encuentra en el parque Kenrokuen. Los últimos metros los corrí con un japones con el dorsal 33.


Llegue a la meta a las 4:30 pm en un tiempo de 34 horas 18 minutos, en el lugar 47 general y en primer lugar de los extranjeros.


Finalmente estoy muy contento, no solo por el lugar obtenido, sino por haber terminado entero, únicamente con una pequeña ampolla en el dedo chiquito y otra en el dedo gordo del pie izquierdo, que me salieron por haberme apretado de mas el zapato, pero en dos días desaparecieron. Muscular mente, nunca tuve problemas; los pies aunque se me incharon un poco por la cantidad de electrolitos que tome, nunca me dolió el arco, algo que en Spartathlon si me sucedió. Del estomago, tampoco tuve problemas de ningún tipo.

En términos generales, para el 2012 haré algunos ajustes a mi ropa de frío, cargaré una lampara de cabeza más pequeña y dejaré unos pants y una buena chamarra para la meta, junto con una cerveza Saporo de 500 ml.

Este año, al llegar a la meta, otro corredor llevaba en su maleta con ropa de recambio una cerveza, y me ofreció un trago, al ver esto una señora japonesa que estaba de espectadora, se percato que se me antojaba una cerveza y sin yo saberlo, fue y me trajo una, un detalle que jamas olvidare.


En comparación objetiva con Spartathlon, la ruta de Sakura Michi tiene más subidas, el clima es mucho mas extremo y es un poco más larga, además que los limites de tiempo mas estrechos. Además de una excelente preparación física, es muy importante una buena planeación estratégica previo a la carrera, ya que éste tipo de carreras no da espacio para el error.

El lunes 18 se llevo a cabo la ceremonia de premiación en Chirotori, donde además plantamos un árbol, en memoria de Ryoji Sato, quien es la inspiración de que se organiza esta fabulosa carrera. La historia del Sr. Sato, la escribiré por separado, ya que así lo merece.


  

  

Ese mismo día por la tarde tome el tren bala de regreso a Tokio, done por la noche impartí en la Embajada de México una conferencia narrativa de mi experiencia en Sakura Michi, a la que asistieron diversas personalidades del servicio exterior de México y otras embajadas.


 Conferencia que el embajador Miguel Ruiz-Cabañas me invito a impartir.


martes, 8 de febrero de 2011

ROCKY RACOON 100 MILLAS

De las 5 veces que he participado en el ultramaratón Rocky Racoon de 160 km que se córre en el parque nacional de Huntsville, éste año ha sido el más especial ya que me acompaño mi Mamá, que también fué mi equipo de apoyo durante la carrera.
Siempre me han gustado los retos dificiles y creo que por eso estoy metido en esto de los ultramaaratones, éste año el clima le dió un toque especial a RR100. La carrera comienza en sábado a las 6 am y consiste en 5 vueltas a un circuito de 32 km por veredas, donde los principales obstaculos son las multiples raices que constantemente hay que brincar, no hay muchas subidas lo que lo hace un circuito rápido y divertido. Durante el trayecto hay varios puentes de madera, que en ésta ocasión tenían una capa de hielo bastante resvaloza, afortunadamente núnca me caí, pero si hubo quien inclusive se fracturo una pierna.
Este año los obstaculos comenzaron desde el viernes, ya que parte de la carretera a Huntsville tenía una capa de hielo y estaba cerrada, así que tuve que ingeniarmelas para tomar otros caminos, pero finalmente pudimos llegar a Huntsville, y digo "pudimos" porque también iba Julio Angel y su esposa Cristina en otro coche siguiendome.
El sábado la carrera comenzo a 22ºF, que son -10º C, pero conforme fué pasando el tiempo la temperatura subio.
No se cuantos corredores arrancamos, pero de inscritos eramos unos 390, entre los que estaban Scott Jurek, Hal Korner, Anton Krupicka, Karl Metzler, Ian Sherman y otros de los mejores corredores de ultradistancia de EUA, lo que le dió un toque especial.
A diferencia del año pasado, éste año iba mejor preparado, lo que me dió bastante confianza, además de que contar con mi Mamá como mi apoyo fué lo mejor.
Desde un principio me propuse mantener un paso cómodo, sin embargo a la mitad de la primera vuelta me comenzo un retortijon de panza que me duro hasta el final de la segunda vuelta, -seguramente por algo que comí durante la cena de la noche anterior-, pero en fin con todo y la molestía mis piernas las sentía perfectamente. Casí desde el principio se formo un grupo que integraba: Richard Kwiatkowski, Scott y yo, por momentos ellos iban a la cabeza y por otros yo. Gran parte de las primeras dos vueltas nos las pasamos platicando, lo que hizo que el tiempo pasará bastante rápido.
Por el frió que estaba haciendo, varias veces mis botellitas de agua que llevaba en las manos se empezaron a congelar, lo que por momentos me costaba trabajo succionar agua, que ya era cómo hielo frape.
La tercera vuelta finalmente desapareció el dolor de estomago, y puede ir pasando a otros corredores. Afortunadamente para estas alturas del día la temperatura era como de 15ºC, y me pude quitar la chamarra y gorro.
La cuarta vuelta, fué mi mejor vuelta, y pude acelerar mi paso, pero por momentos frenaba, ya que en estas carreras uno nunca sabe lo que pueda suceder. A partir de la cuarta vuelta y nunca más vi a Richard ó a Scott, después me enteré que Scott se retiro después de la tercer vuelta.
Para el final de la cuarta vuelta ya había obscurecido y se volvió a sentir el frío, nada como en la mañana, pero si se podía sentir. Desde un principio uno de mis objetivos fué no caminar durante toda la carrera, aunque en algunas subidas estoy seguro que si las hubiera caminado, hubiera ido a la misma velocidad, pero en ésta ocasión, me propuse correr el circuito en su totalidad, y lo puede lograr por primera vez en los 16 ultras de 160 km que he corrido.
Durante la ultima parte de la cuarta vuelta y la quinta vuelta practicamente corrí solo, así que para la quinta vuelta como no tenía ninguna presión, simplemente me la tome con calma, también pensando que mi próxima carrera, el ultra Sakura Michi van a ser 250 km, y no me gustaría que por bajar mi tiempo, tuviera alguna torcedura o tiron muscular, y tuviera que hacer un parentesis en mis entrenamientos con miras al legendario Sakura Michi.
Finalmente, cruce la meta en 10º lugar general, sintiendome de maravilla, no puedo decir que totalmente entero, pero si mejor que en cualquiera de los otros ultras que he corrido. Al grado que ayer me fuí a correr 1 hora 35 minutos, al Desierto de los Leones sin sentir ninguna molestía, hubiera podido correr más, pero tenía varias cosas que hacer en la oficina, además de que mi Mamá estaba esperandome en mi casa.
Me dió muchisimo gusto tener a mi Mamá en la meta, y poderle dar un fuerte abrazo al final, realmente fué mi mejor motivación. Era muy cómodo que cada vuelta ella me tenía lista mi sopa, electrolitos, y todo lo que iba a necesitar, ahora si que como si fueran los pits de las "24 horas de LeMans", todo preparado a la perfección. Además que siempre me despedía con su bendición, o como yo le digo "la poderoza".
Después me platicó mi Mamá que había estado platicando con Scott Jurek, que avandonó después de la 3er vuelta, sin que ella supiera exactamente quien era él.
También me dió mucho gusto que Julio Angel terminara sus primeras 100 millas en lugar 29º y que de alguna forma le sirvieran mis consejos.

martes, 25 de enero de 2011

ESTADO DE CONCIENCIA

El día de hoy, a diferencia de otros, me levante a las 3:30 am y me fuí al Desierto de los Leones, desde que salgo de mi casa disfruto la tranquilidad de la ciudad que todavía duerme, al tomar el Periférico soy el único coche. No me llevo más de 25 minutos llegar al Desierto, y poder empezar mi rutina de hoy. El cielo estaba bastante estrellado, con una luna casí en su cuarto menguante, la temperatura era de 7 grados, y como de costumbre yo era el único ser humano. Ultimamente he estado corriendo sin música, tratando de aislarme totalmente del mundo, simplemente buscando lo que yo llamo un "estado de conciencia pleno", en el que entro en sintonía con la naturaleza y mi entorno, donde el presente cobra mayor fuerza, donde no existe preocupación alguna o pensamiento que perturbe la paz interior que poco a poco voy adquiriendo. Hoy como muchas veces, entre en un estado de conciencia, donde mis sentidos alcanzan un estado de sencibilidad, que en ningún otro momento del día experimento, donde puedo sentir cada paso que doy, donde no necesito un monitor cardíaco para saber mi frecuencia. Conforme esa sensación de tranquilidad me invade, puedo correr sin practicamente hacer esfuerzo alguno, lo que al comienzo era frío, simplemente deja de ser una incomodidad y se vuelve parte de esa sensación de contacto con lo que me rodea y puedo entrar en mi "estado de conciencia", en el que me puedo experiementar lo que realmente es estar vivo, donde nada me distrae, aislado totalmente de la civilización, perdido en mis pensamientos, viajando en el tiempo, pero más que nada disfrutando de mi libertad. Para mí el correr va mas allá de una actividad puramente física, simplemente es un encuentro con mi propio estado de conciencia, pero para lograrlo, necesito un espacio ailado de otros seres humanos, ruído, o cualquier tipo de distracción creada por la humanidad, de tal forma que el tiempo de alguna forma parece no transcurrir, ya que pueden pasar varias horas, y no me doy por enterado, al menos que vea mi reloj, pero que no me perturba en lo más mínimo. Cuando corró bajo estas condiciones, a estas horas, el tiempo pierde su dimensión cuantitativa y pasa a una dimensión cualitativa, donde me es posible entrar en lo que yo llamo la quinta dimensión, donde puedo correr por horas sin sentir cansancio, donde ir moviendo mis piernas para dar cada paso, se vuelve automático, donde el esfuerzo y lo que en otra dimensión fué dolor, toma otra sensación, que pasa de ser molesto a placentero.
Algunos dicen, que como es posible correr 250 km, que hay que estar totalmente loco, pues desde la perspectiva del que nunca ha experiementado un verdadero estado de conciencia al correr, donde probablemente su propósito sea únicamente físico, me parece lógico su razonamiento, sin embargo, considero que a lo largo de tiempo de practicarlo, bajo ciertas condiciones (entorno), se genera una evolución del mismo sentido del porque lo hago. Aquí es donde siento que el término "ultramaratonista" no tiene el mismo significado que lo tuvo cuando recien empece a correr largas distancias. En un principio, lo que buscaba era seguridad en mi mismo, al demostrarme que podía correr una "x" distancia dentro de un evento organizado y bajo condiciones de competencia, hoy aunque sigo participando en competencias, el sentido ya no es el mismo, creo que ahora disfruto más el irme a correr por largos periodos de tiempo iniciando lo más temprano que pueda, acompañado de una naturaleza perfecta y disfrutando de lo que yo llamo "mi estado de conciencia".

sábado, 22 de enero de 2011

PORQUE CREO QUE EL NIVEL DEPORTIVO EN MEXICO NO PROGRESA

Normalmente durante el mes de Enero es notorio el incremento de gente que sale a correr, pero desgraciadamente esto no dura mucho y solo unos cuantos continuan después de unos meses. Por momentos me pongo a pensar en cuales serán las razones, y aunque no se si hay estadísticas, quiero suponer que es por algun tipo de lesión, y ésto lo concluyo por mis observaciones a la gente que veo corriendo. Por ejemplo, hoy por la mañana me puse a contar cuantos llevaban algun tipo de sistema de hidratación, llamesé botellita de mano, cinturon con botellitas o mochila con bolsa de agua, y no conte más de diez. Pero lo que si me sorpendio que gran parte del grupo -por cierto bastante númeroso que entrena -no voy a mencionar su nombre- no llevaba nada para irse hidratando... no puedo creer como un entrenado, si se le puede llamar así, no les dice nada, ¿o que no se supone que la labor de un entrenador es "enseñar"?
Aunque no soy entrenador, durante los más de 10 años que llevo corriendo ultramaratones, he sido mi propio entrenador, y además de correr me he dedicado a estudiar sobre el tema, o he convivido con corredores o atletas de altísimo nivel como Yiannis Kourus (ultramaratonista con más records mundiales), Valmir Nunez (ganador de Spartathlon y Badwater), Cathy Tibbets, Ian Adamson, Julius Keter, Peter Badwin (doble Hardrock), Jordi Aubeso, Scott Jurek y otros más, los que en distintos grados me han compartido sus conocimientos y experiencias, y puedo concluir que gran parte de mi éxito es fruto de la aplicación de lo que con los años he aprendido.
Mucha gente me pregunta si no tengo problemas de rodillas o si me he lesionado, y simplemente les contesto que no. Y la razón es sencilla, seguir ciertas reglas, donde una de ellas es, siempre irme hidratando, no importa si voy a correr media hora unicamente, siempre cargo con mis botellas de agua, y constantemente voy dando un trago de agua o bebida hidratante. Otra es, estirar después de correr, a lo que dedico por lo menos 10 minutos. Otra básica, cuando corró por más de 1 hora 30 minutos, es ir comiendo cada 30 minutos. De lo contrario estoy seguro que mi carrera como ultramaratonista hubiera terminado hace varios años.
Considero que una parte fundamental para que se de un progreso en las carreras fondo, o en cualquier deporte, esta relacionada al nivel de conocimientos de los entrenadores, y desgraciadamente en México, la gran mayoría nadamas les dice a sus alumnos cuanto correr, pero no como. Y no los culpo, ya que muchos de ellos no tuvieron la oportunidad de cursar estudios más álla de la primaria, y las Escuelas Superiores de Educación física en México, siguen con los mismos planes de estudios de hace 30 años. Además por necesidad los entrenadores se ven obligados a reclutar a demasiados alumnos, y es imposible que les de la atención a cada uno. Actualmente, Gonzalo González (Spofitec) es el único que conozco con realmente domina la materia, desgraciadamente viaja constantemente a Alemanía y otra parte ésta en su "laboratorio" haciendo pruebas a distintos atletas.
Realmente es una tristeza como pudiendo ser una potencia en deportes, en México se vive una mediocridad, y la gran mayoría de la población cree que con gritar "Si se Puede" o "Ánimo" de la nocha a la mañana se van a ganar medellas olimpicas ó copas del mundo, no. Se requieré de entrenadores "inteligentes" y atletas comprometidos, responsables y disciplinados, donde los propositos sean de cada día y se lleven a cabo, y no los típicos de principio de año que solo duran unas semanas.

lunes, 3 de enero de 2011

ENDURO

Hoy que veía por el canal Speed un programa sobre el 5to día del ISDE (International Six Day Enduro) me invadio una gran nostalgia, que me transporto a septiembre 1989 cuando fuí parte del equipo mexicano que fué al ISDE en Walldurn, Alemania. Iba en el Factory Team junto con Jorge Langridge y Gabriel Nafarrete. En el Junior Trophy iba Jorge Goeters, Michael Goeters, Luis Retana y Gerardo Peniche. Aparte del equipo de corredores iba Luis Otero, Alejandro Otero, sus respectivas esposas, los papas de Luis Retana y no recuerdo quien más. Fué una experiencia que jamas olvidaré, además de que fué un sueño hecho realidad, el ambiente que teniamos era increible. No puedo acordarme de algo que haya salido mal, además de los seis día de carrera fué un viaje divertidisimo. Durante la carrera nos hospedamos en un hotelito en un micro pueblo alemán llamado Mudau, que quedaba como a 20 minutos de Walldurn donde eran los pits de la carrera, que por cierto era un aeropuerto municipal. El clima fué uno tipico de "Six Days" medio lluvioso, donde salio poco el sol, que le dió un saboricito muy rico. Todos corrimos con KTM, en mi caso fue una 250 cc. Durante los seis días recorrimos unos lugares increibles de la "Selva Negra", donde algunas pruebas especiales eran por las pistas de entrenamiento de tanques dentro de bases militares. Recuerdo como varias veces de repente salia uno del bosque y entrabamos a pequeñas fortificaciones medievales impresionantemente bellas.

Considero que el enduro fué el culpable que me metiera en esto de las carreras de pie, ya que empece a correr para mejorar mi condición física, sin embargo, aunque por años lo he dejado, sigue formando una parte fundamental de mi vida, y constantemente tengo ganas de regresar. El problema es que es común lastimarse y a veces estar unas semanas fuera de circulación, lo me afecta como corredor. Este año, aunque tengo varias carreras a pie, tengo muchas ganas de volver al enduro. Otra cosa que me fascina del enduro, es el ambiente de la gente, lo considero mucho mas amigable, como si fuera una gran familia. Como olvidar esos domingo de ir a endurear al Ajusco, donde muchas veces regresaba a mi casa ya casí de noche, todo enlodado y cansado, pero con muchas aventuras que platicar y compartir.

viernes, 31 de diciembre de 2010

ULTIMO DIA DEL AÑO 2010

Que rápido se fué el 2010, pero estoy satisfecho de lo que pude hacer. Ahora para éste 2011 que comienza mañana tengo muchas esperanzas e ilusiones de hacer más cosas, de llevar a cabo esos proyectos que poco a poco he ido estructurando.
Hace unos momentos que estaba por teléfono con mi amigo Mark Woolley -que vive en España y que es mi entrañable amigo de los ultramaratones- y platicabamos sobre Spartathlon, Badwater, 24 horas de Barcelona, etc., fué como si le me avivara ese espiritú aventurero que llevo dentro. El que me dijera, pues buen entonces nos vemos en septiembre en Atenas, me volvio a subir esa ilusión de regresar al Spartathlon, y esta vez a hacer una mejor carrera, no unicamente con el objetivo de terminarla, sino de mejorar mi tiempo y poner en practica esos nuevos conocimientos que el mismo Spartathlon me enseñaron éste año.
Es dificil poner en palabras es sentimiento que me invade de energía, que se manifiesta en una aspiración personal de ir mas lejos, o en otras palabras, un amor por la aventura, por el desafio personal, que de alguna forma son gran parte de la razón de mi existencia, que me hace ser yo mismo.
A veces me es dificil tener paciencia, y siempre quiero ya sea empezar o cruzar la menta, y uno de mis objetivos para 2011 es ejercitar mi paciencia, y disfrutar cada momento, cada paso, cada instante, ya sea cuando córro -que normalmente es donde se me facilita más y que por lo mismo puedo pasar tanto tiempo corriendo- pero también en mi vida diaria, en mi trabajo, en todo lo que hago, porque me es dificil controlar esa ansiedad de acabar o llegar, y muchas veces me pierdo en el trayecto.
En el fondo me siento satisfecho de lo que logré en 2010 y tengo el sentimiento que 2011 va a ser un año de mucho aprendizaje y logros.

lunes, 13 de diciembre de 2010

No cabe duda que entre mas corro, más me sigue gustando esto de correr y más me motivo. Ayer, corrí 47 km por los alrededores de Valle de Bravo, de principio eran más, pero como empece un poco tarde y me estaban esperando para desayunar, pues tuve que recortarle a mi distancia. Cómo estoy entrenando para el ultra Sakura Michi mis entrenamientos son basicamente sobre asfalto. La ventaja de éste lugar, es que tiene muchos pueblitos que están interconectados por carreteritas con muy poco transito, pero por lugares muy pintorescos, que durante años he ido explorando.

Esto de correr durante largos períodos de tiempo, me han enseñado muchas cosas, que me ayudan en mi vida diaria, una de esas y para mi la más importante es a ejercitar mi fuerza de voluntad, que a su vez enriquece mi propia confianza en mí, de que soy capaz de alcanzar las metas que me propongo y de aprender a disfrutar cada paso que doy, independiente de que sea en una carrera o entrenamiento, porque para el caso es lo mismo. Lo importante es hacerlo mejor cada vez, y no sólo me refiero a ir más rápido ó más lejos, sino a disfrutarlo más, por parecido que sea cada paso que uno da al correr, yo creo que es posible hacerlo mejor que el anterior.
Correr largas distancias se asemeja mucho a la vida diaria, ya que por momentos uno se siente perfecto, pero también uno pasa por momentos muy dificiles, donde te empieza a doler el estomago, los pies, te sientes desmotivado, ya quieres terminar, pero finalmente son pasajeros, y te sobre pones y los superas y continuas, -aunque hay casos que es imposible continuar y hay que abandonar-, lo importante es no darse por vencido, y seguir adelante, si no es en esa carrera pués en otra, ahora si que como dice la frase "Grandioso no es aquel que triunfa, sino aquel que no se de por vencido". Yo creo que así es la vida, ¿o no?

viernes, 3 de diciembre de 2010

El cuento de nunca terminar

Ya tenia tiempo que aunque seguía corriendo como que estaba perdiendo la motivación, lo seguia haciendo por simple costumbre, pero lo que se lleva en la sangre no se puede dejar. Toda mi vida me he movido por retos, tratando de ir mas lejos, más rápido, siempre "más más y más". Nunca estoy conforme, si ya lo hice una vez, ahora quiero mejorarlo. Hace unos meses terminé el Spartathlon y el Cavalls del Vent en un lapso de menos de 7 días, algo que ningun ser humano a hecho, y aunque lo terminé no me sentí del todo satisfecho, ya que con algunos cambios hubiera podido terminarlo en menor tiempo, así que ya me empezo a hacer cosquillas el bicho raro éste que traigo en la sangre. Al día de hoy, estoy enfocado a mejorar mi tiempo de Rocky Raccoon (160 km), donde ya estoy inscrito para el 5 de febrero y usarlo también como trampolin de entrenamiento para los 250 km de Sakura Michi en Japón. Me siento de maravilla, que es algo que me motiva mucho, y yo lo tomo como una señal, ya que cuando me enfermo o me lastimo, lo interpreto como una señal de "bajale". Sigo entrenando, y estoy satisfecho, entre semana no tengo mucho tiempo y mi maxima distancia ha sido 36 km, pero a partir de la semana que entra quiero correr 54 km los miercoles, acompañado de 36 km tanto martes como jueves, los viernes de velocidad, los sábados por lo menos 54 km y el domingo combinarlo con la bici, -que por cierto en menos de dos semanas me llega una nueva Pinarello FCX que es mi regalo de navidad anticipado. Desde hace tiempo le traia ganas a una de estas ciclocross, pero no me animaba, hasta que ahora me dicidí por ésta-. En conclusión y como siempre, tengo ganas de hacer muchas cosas, y afortunadamente las voy cumpliendo.
Hace rato mi amigo Mark Woolley me volvio a preguntar que si iba a correr Badwater, y pués me volvio a empezar a dar vueltas en la cabeza este proyecto que desde 2004 se quedo inconcluso, y pués como me conozco, pués ya empece a darle vueltas en la cabeza... Así que para 2011, sería primero Rocky Raccoon (Febrero 5), después Sakura Michi (Abril 16), Badwater (Julio), Leadville 100 (MTB) y una semana después LT100, Spartathlon (Septiembre) y una semana después Cavalls del Vent.. Wow... como se me antoja el plan... y de paso, una por etapas como la Gobi March, mmm... eso si que sería un sueño, ah, y en noviembre la Furnace Creek 508... y si metiera Hardrock que esta muy pegada a Badwater, ufff....

Bueno, por lo pronto nada cuesta soñar... solo yo me entiendo en estos gustos...